Las gerencias de los hospitales HUC y La Candelaria de Canarias dan luz verde a la privatización de la lavandería

Las sospechas de los sindicatos se han hecho realidad y las direcciones del HUC y La Candelaria confirman que el elevado coste del servicio lo hace insostenible y que de una plantilla de 121 trabajadores solo está previsto que se mantengan 40 puestos, externalizando el resto de la actividad en marzo de 2013.

El servicio de lavandería que atiende la demanda tanto del Hospital Universitario de Canarias (HUC) como del Hospital Universtario Nuestra Señora de Candelaria (HUNSC) será privatizado al menos en un 50% de su producción, según figura en un informe firmado por los gerentes de ambos centros sanitarios.

En dicho documento, la Administración sanitaria confirma las sospechas denunciadas el pasado día 16 de octubre en este mismo periódico por UGT e Intersindical Canaria de que se iba a prescindir de buena parte de la plantilla.
En concreto, Sanidad considera "insostenible" que el coste de kilo de ropa procesada sea en la lavandería de estos centros de 1,68 euros cuando en el Materno Infantil y en el Doctor Negrín es de 0,81 euros.

De esta manera, y apelando a la "optimización del servicio utilizando parámetros de eficiencia con el menor perjuicio social" y alertando de que no es posible aumentar la productividad con los recursos disponibles, se aboga por "la unificación del personal de los dos hospitales con una producción única, la creación de un solo turno de lunes a viernes, incluidos los festivos, y mantener una plantilla de 40 operarios (20 de cada hospital), que garantizarán los puestos de trabajo necesarios para mantener la estructura productiva y cubrir las ausencias y permisos que surjan, estableciendo un marco máximo de recursos que permitan la consecución de un coste final tolerable". Y el informe oficial aclara que "el excedente de la producción necesaria para atender la demanda de ambos hospitales, derivada de los ajustes anteriormente mencionados, tendría que contratarse a precio de mercado con recursos ajenos".

Para el secretario general de Servicios Públicos de UGT, Francisco Bautista, el informe hecho público por las gerencias de los hospitales tinerfeños "es una vergüenza y los datos se han falseado".

"Los cifras no se corresponden con la realidad porque se basan en que el coste es de 1,68 euros el kilo de ropa sin tener en cuenta que la maquinaria de la lavandería está completamente abandonada y que el aparataje que se estropea tarda hasta seis meses en ser repuesto. Lo que no puede ser es que se acuse a los trabajadores de no rendir cuando el problema que hay es que no se ha invertido lo suficiente en máquinas que no tienen sino cinco años de antigüedad y hay infinidad de denuncias ante la inspección de trabajo por las malas condiciones que se registran, sobre todo cuando hace calor".

Respecto a la frase " el resto de la producción tendría que contratarse a precio de mercado con recursos ajenos", Bautista asegura que la Consejería de Sanidad ya ha dicho que tiene previsto sacar a concurso público parte del servicio el próximo mes de marzo, e insiste en que "el informe no es solo un documento, es una declaración de lo que va a pasar sí o sí, aunque nosotros hemos pedido todo tipo de información al respecto y vamos a presentar alegaciones, porque estamos completamente convencidos de que es un servicio rentable si las máquinas se adecuan a ello y si se deja de hacer una gestión tan pésima como la actual".

En este punto, desde UGT abogan por que la lavandería se convierta en un centro de gasto individual, es decir, en una empresa pública que pueda prestar servicio no solo a los hospitales, sino a aquellas empresas que lo soliciten.
Respecto a las medidas de protesta que se llevarán a cabo, los trabajadores del servicio tomarán una decisión hoy a mediodía en una asamblea.

 

Fuente: eldia.es

Revista digital

Si usted es suscriptor de la revista REVITEC podrá leer el último número antes de recibirlo en sus manos, puede hacerlo aquí.